jueves, 16 de septiembre de 2021

La discapacidad visual en los Juegos Paralímpicos de Tokio

 

En 9 de los 22 deportes que se disputaron en los Juegos Paralímpicos de Tokio participaron deportistas con discapacidad visual. 

Queremos destacar el gran trabajo de Susana Rodríguez, médica gallega con albinismo, que participó en atletismo y triatlón, consiguiendo el oro en esta última modalidad.

En Navarra participó Iván Salguero en la modalidad de natación ¡Enhorabuena a tod@s!

1. AtletismoEs la disciplina más numerosa del programa paralímpico. Comprende varias modalidades: carreras en pista, saltos, lanzamientos y el maratón. Las personas con discapacidad visual participan en carreras de distancia y lanzamiento. Los corredores con discapacidad visual utilizan una pequeña correa en su brazo o mano para unirse a su guía y así poder seguir sus indicaciones. Además, el corredor con discapacidad debe terminar siempre por delante de su guía.

2. CiclismoEn las primeras ediciones de los Juegos sólo lo practicaban los tándems, formados por un deportista ciego y un piloto sin discapacidad. Los avances técnicos han permitido adaptarlo a otras discapacidades. 

3. Fútbol 5 para ciegosEsta modalidad se juega en un campo de 40 m x 20 m, con vallas laterales de 1 m de altura que delimitan el perímetro y ayudan a la orientación de los jugadores así como su seguridad. No existe la regla del fuera de juego y el partido tiene dos tiempos de 25 minutos con un descanso de 10 minutos entre ellos. Lo más llamativo es el balón sonoro cuyos cascabeles permiten a los futbolistas saber dónde está y atacar o defender. Cada equipo se compone de un portero vidente y cuatro jugadores de campo que utilizan antifaz, ya tengan ceguera o baja visión. De ese modo, se equilibran los equipos. El portero sólo puede moverse dentro de su área (área de penalti) y es una pieza fundamental para dirigir al equipo con sus indicaciones. Pero no es el único. Detrás de la portería rival, se pude ubicar un guía o el propio entrenador. Esto es esencial cuando se trata de lanzar una falta o un penalti ya que pueden dar golpes en los palos de la portería para que el jugador se oriente y pueda ajustar su tiro. Durante los partidos, los espectadores deben permanecer en silencio ya que los jugadores se orientan a partir del sonido de la pelota y también de las palabras de sus compañeros. Un dato curioso es que cada vez que un jugador quiere hacerse con el balón debe decir «voy» para que sus compañeros o rivales sepan que está cerca. Y esta palabra en español está estandarizada para cualquier idioma o competición.


4. GoalballEl Goalball es exclusivo para jugadores con discapacidad visual. Ya sea con ceguera o baja visión (clases B1-B3). De todos modos la diferencia de resto visual se equipara al tener que utilizar todos un antifaz. En este deporte enfrentan dos equipos de 3 jugadores. Cada partido dura 20 minutos y el objetivo es conseguir más goles que tu rival. Para conseguirlo se lanza rodando por el suelo una pelota con cascabeles (que sonarán gracia a los relieves del campo y al propio movimiento) y el otro equipo debe intentar pararla. Podríamos compararlo con el fútbol aunque con grandes diferencias. El campo tiene forma rectangular, en este caso 18 x9 metros. Y también porterías aunque estas ocupan todo el ancho del campo y miden 1,30 de alto. Además la pista está divididas en 6 áreas marcadas con líneas táctiles. En cada una de ellas se sitúa un jugador. Todos los jugadores pueden intentar defender y parar o lanzar la pelota. Otro detalle interesante es que el público debe permanecer en silencio durante el partido, para permitir que los equipos puedan escuchar el balón. Sólo se permite gritar y aplaudir cuando se marca un gol. Para ser un crack de este deporte hay que controlar muy bien el sentido del oído y también la percepción del espacio. Gracias a los cascabeles del interior de la pelota los jugadores de goalball pueden localizarla, detectar su trayectoria y pararla o lanzarla. Una buena ubicación es fundamental.






5. HípicaLos deportistas del Grado I son aquellos cuya capacidad para montar a caballo se ve muy afectada mientras que los del Grado V son los que tienen menos dificultades. Tanto en la clasificación como en la calificación se valoran diferentes méritos acordes a cada una de las categorías. Se trata del único deporte artístico del programa de los Juegos Paralímpicos. Incluye pruebas de doma mixta (por equipos, individual y estilo libre). En ellas, jinete y caballo deben ir en armonía teniendo en cuenta el ritmo y los movimientos.  Para desempeñar su actuación, los jinetes pueden usar fustas, barras para conectar las riendas e incluso señales sonoras para los jinetes ciegos. 

6. JudoEl judo es otro deporte paralímpico exclusivo de deportistas con discapacidad visual. Estos se clasifican según el grado de visión: desde B1 (ceguera total) a B3 (baja visión). El judo es un arte marcial que exige a los deportistas un equilibrio constante entre ataque y defensa. Los combates son cuerpo a cuerpo y suelen ser duros, tensos y explosivos.  En la modalidad paralímpica, los rivales comienzan a pelear ya agarrados por las solapas, para compensar su discapacidad visual. Además, en comparación con el judo olímpico, las indicaciones del árbitro son sonoras y no solo gestuales. Los combates tienen una duración de 5 minutos en los que los judocas van sumando puntos en función de las técnicas que ejecuten intentando que su rival toque el suelo con la espalda. Si el judoca consigue un ippon (la máxima puntuación), se finaliza el combate. Si tras los 5 minutos hay empate se aplica la regla de «técnica de oro» que da la victoria al primero que consiga puntuar. Como curiosidad, en el caso de B1, el judoka lleva un punto rojo en el judogi y significa que tiene una agudeza visual muy baja y/o ninguna percepción de la luz.

7. NataciónEn lo que nos atañe, la clase S11 es la de los nadadores ciegos y la S12 S13 para baja visión. En la natación paralímpica se practican cuatro estilos: libre, braza, espalda y mariposa. Además, estos se combinan en la prueba de estilos individual o de relevos. Igual que en la natación olímpica, todas las carreras se disputan en piscina de 50 metros y los deportistas pueden salir desde tres posiciones diferentes dependiendo de la prueba y sus capacidades: de pie sobre la plataforma, sentados sobre esta o directamente desde el agua.

8. RemoEn remo existen cuatro clases deportivas en función de la discapacidad de los participantes: PR1, PR2 y PR3-PD para la física, y PR3-VI para la visual. En este caso tanto los deportistas ciegos (B1) como con baja visión (B2 o B3) compiten con los ojos completamente tapados. Aunque a nivel general existen 3 tipos de embarcaciones en la competición, en el caso de los remeros con discapacidad visual solo se utiliza el Cuatro con timonel PR3 (PR3 Mixed coxed four). En este caso, el equipo debe incluir dos hombres y dos mujeres de las clases PR3- PD y PR3- VI y, como máximo dos integrantes con discapacidad visual, con un único B3. Van dirigidos por un timonel sin discapacidad.

9. TriatlónEn esta disciplina compiten atletas con discapacidad física o visual que se dividen en seis clases en función del tipo y grado de discapacidad: Con discapacidad visual (PTVI): Con tres clases diferentes: PTVI1 (ceguera), PTVI2 (discapacidad visual severa) o PTVI3 (moderada). Los triatletas con discapacidad visual compiten con guía y utilizan tándem para la zona ciclista y una especie de correa para ir unidos al guía en natación y carrera a pie.








Vídeo de la entrevista a Susana Rogríguez.

Para más información, ir a la web: Ver Sin Límites Accesibilidad

miércoles, 8 de septiembre de 2021

Regreso a las aulas

La formación digital y la tecnología accesible, ‘compañeras’ necesarias en el regreso a las aulas de 7.400 estudiantes con discapacidad visual. 

La pandemia demuestra que la tecnología resulta imprescindible para los estudiantes ciegos o con baja visión y que debe ser accesible.

En Navarra, la atención al alumnado con discapacidad visual se realiza a través del Equipo de Visuales del CREENA con un convenio con ONCE. 


Un total de 7.366 estudiantes ciegos y con discapacidad visual grave de toda España afrontan estos días su #VueltaAlCole en una realidad marcada todavía por las restricciones sanitarias a causa de la pandemia de Covid-19. 

Más del 99% de estos alumnos y alumnas se incorporan a las aulas en centros ordinarios, siguiendo el currículo oficial, en un modelo de educación inclusiva con apoyo de los servicios de atención educativa de la ONCE.

Esto quiere decir que, con respecto a la pandemia y la presencialidad en las aulas, este alumnado sigue las mismas pautas y directrices que el resto de compañeros sin discapacidad visual, respetando las mismas medidas de seguridad que se han establecido para este curso 2021-2022 (mascarillas desde los 6 años en interiores, distancia de seguridad, ventilación de los espacios, grupos burbuja, etc.) con el fin de mantener la máxima presencialidad posible en todos los niveles y etapas, objetivo prioritario para las administraciones educativas.

Según explica Ana María Llauradó, jefa de Atención Educativa de la ONCE, “si la presencialidad es de por sí beneficiosa para todos los alumnos porque mejora la socialización y muchos aspectos de la vida escolar, en el caso del alumnado con discapacidad visual resulta fundamental para responder de forma más eficaz a sus necesidades educativas específicas, especialmente en cuanto a materiales de acceso o cuando son necesarias adaptaciones”.

Alumnos leyendo en braille

La accesibilidad, clave

Por ello, desde los diferentes grupos ACCEDO (Accesibilidad a Contenidos Educativos Digitales de la ONCE) se está en comunicación con las administraciones educativas del Gobierno central y de las Comunidades Autónomas así como con las diferentes editoriales de material escolar para lograr que tanto las plataformas como los contenidos sean accesibles a todo el alumnado. Solo así se estará cumpliendo la legislación vigente en cuanto a equidad, igualdad de oportunidades e inclusión educativa.

Asimismo, las máquinas del Servicio Bibliográfico de la ONCE no han dejado de funcionar en las últimas semanas preparando libros de texto en braille y en sonido y materiales en relieveLa formación digital y la tecnología accesible, ‘compañeras’ necesarias en el regreso a las aulas de 7.400 estudiantes ciegos(se abrirá nueva ventana). Así, los chicos y chicas se incorporan a las aulas con la mochilas llenas de tecnología accesible y de puntos en braille.

El reto de la tecnología

La experiencia del curso pasado, con las restricciones impuestas por la pandemia de la Covid 19, ha supuesto un gran reto para el profesorado, las familias y el alumnado que se atiende desde los Equipos Específicos de Atención Educativa a la discapacidad visual, que prestan un apoyo personalizado a los alumnos en sus centros educativos ordinarios, en base a los convenios de colaboración entre la ONCE y las diferentes administraciones educativas.

Estos equipos están formados por maestros y maestras itinerantes de los que 253 pertenecen a la ONCE, que desde el inicio de la pandemia han tenido que poner al día sus conocimientos tecnológicos y tiflotecnológicos y adaptarse a un gran cambio metodológico. En este sentido, la ONCE ha intensificado su esfuerzo en formación en competencias digitales para este profesorado, a quienes además ha dotado de ordenadores y dispositivos informáticos.

Según Ana María Llauradó, “hasta hace poco había voces desde el ámbito educativo que dudaban del beneficio de la tecnología para el alumnado con discapacidad visual, pero la pandemia ha demostrado nuevamente que su manejo es absolutamente beneficioso y necesario para los niños y niñas que atendemos desde los equipos, que requieren de un aprendizaje y apoyo inicial superior al de los niños con visión. La introducción precoz de la tecnología es imprescindible para ellos de cara a alcanzar su autonomía en el manejo de la misma”.

Alumna con maestra de apoyoEquipos de atención educativa

La tarea de los maestros y maestras que integran los Equipos Específicos de Atención Educativa consiste en valorar al alumnado y elaborar una propuesta de intervención aplicada individualmente. Esto requiere la coordinación con otros profesionales, tanto pertenecientes a la ONCE (técnicos de rehabilitación, instructores en tiflotecnología y braille, psicólogos, pedagogos, monitores de ocio y tiempo libre o especialistas en áreas de especial dificultad), como adscritos a las administraciones (orientadores, maestros en pedagogía terapéutica, tutores de aula, etc.).

En función de las necesidades del alumnado, la atención prestada puede variar desde el seguimiento, asesoramiento y orientación al centro donde se escolarice el estudiante hasta una intervención directa con el alumnado para garantizar su inclusión dentro y fuera del aula, tanto en aspectos académicos como en los relacionados con la inclusión social de estos alumnos y alumnas.

Según la jefa de Atención Educativa de la ONCE, “es de destacar la labor de los maestros de los equipos, que con recursos propios y gran ingenio y motivación han sido capaces de apoyar más que nunca a los alumnos y sus familias en el seguimiento de un curso escolar de especial dificultad como ha sido el pasado”. Para Ana María Llauradó, “gracias a ellos y a la implicación de toda la comunidad educativa se ha podido superar el curso con un alto grado de satisfacción por parte de todos y ha servido de aprendizaje para ayudar a las personas que, en el futuro, por unas u otras causas, no puedan acudir presencialmente a los diferentes centros educativos”.

Alumnos sordociego en la universidadTramos educativos

Durante este curso 2021/22, los 7.366 alumnos y alumnas ciegos y con discapacidad visual, entre los que se incluye el alumnado con sordoceguera u otras discapacidades asociadas a la visual, se reparten, por nivel educativo, de la siguiente manera: 1.272 escolares participan en la Educación Infantil; 1.517 están escolarizados en Educación Primaria; 1.050 han llegado a la Educación Secundaria Obligatoria; 296 cursan Bachillerato; 396 se preparan en la Formación Profesional; 773 se enfrentan a la Universidad; y 2.062 están inscritos en otro tipo de enseñanzas.

Por comunidades autónomas, el censo se distribuye así: Andalucía, junto con las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla, 1.776 estudiantes; Aragón, 217; Principado de Asturias, 135; Islas Baleares, 164; Canarias, 297; Cantabria, 75; Castilla-La Mancha, 332; Castilla y León, 364; Cataluña, 1.164; Extremadura, 135; Galicia, 336; La Rioja, 42; Comunidad de Madrid, 1.124; Región de Murcia, 325; Comunidad Foral de Navarra, 88; País Vasco, 143; y Comunidad Valenciana, 649.


miércoles, 9 de junio de 2021

Juegos con altavoces inteligentes para disfrutar este verano

 

Los asistentes inteligentes Google Assistant y Amazon Alexa, además de sus otras útiles funciones, disponen de un amplio catálogo de juegos por voz.

Xavier Ciscar nos muestra en este vídeo como entretenernos y divertirnos con algunos de estos juegos a través de altavoces inteligentes: https://www.youtube.com/watch?v=BVk-EMorrc0








viernes, 7 de mayo de 2021

37 Concurso Escolar ONCE: Ganadores autonómicos

 

Ya podemos ver los ganadores nacionales y autonómicos del 37 Concurso Escolar ONCE: CONEXIÓN-ADICCIOFF, esto no es un juego.

A partir del 11 de mayo podéis ver los trabajos en este enlace: https://www.concursoescolaronce.es/

Os animamos a seguir participando en las próximas convocatorias.

¡ENHORABUENA A TOD@S!




viernes, 23 de abril de 2021

Elaboración de material en relieve para personas ciegas

En el servicio bibliográfico de la ONCE se elabora el material en relieve para las personas ciegas (mapas, cuentos, figuras en 3D, obras de arte...). En este vídeos os mostramos cómo lo hacen: https://www.youtube.com/watch?v=lPXgAniSOkg


martes, 30 de marzo de 2021

Eso no se pregunta: Personas con ceguera

Seguro que alguna vez has querido preguntar algo a una persona con ceguera pero por prejuicios o estereotipos no te has atrevido... 

En este vídeo les preguntan a diferentes personas ciegas: informático de ONCE, jubilada, técnico de braille de ONCE, técnico de biblioteca de ONCE y escritor, periodista y cantante, transcriptora braille, técnico del CIDAT, letrada del congreso de los diputados, conferenciante y coach ejecutivo.

Pincha en el siguiente enlace para ver el vídeo. Eso no se pregunta: personas ciegas




miércoles, 24 de marzo de 2021

Vídeos sobre baja visión

En el siguiente enlace te presentamos varios vídeos que ilustran diversas situaciones cotidianas de personas con baja visión (tomar café, pasear, leer el diario, utilizar el dinero) con diferentes grados de borrosidad y escotomas: Acceso a los vídeos